Para Irene Martínez, todas las personas somos una marca, nos guste o no

20/04/2012

Susana de Pablos. Irene Martínez, directora de Key Executive y de la Fundación Key Executive, habló en Hoy es Marketing 2012 de cómo diferenciarse y conseguir mayor éxito profesional, mediante una adecuada gestión de la marca profesional dentro y fuera de su empresa. Antes de iniciar su ponencia, charló con diarioabierto.es.

Durante su intervención, Irene Martínez destacó que “cada persona tiene una marca profesional dentro y fuera de su empresa, aunque no lo sepa, aunque no se lo haya planteado nunca, aunque no haya hecho ningún esfuerzo por crearla, le guste o no le guste lo que transmite”. Y se refirió a que “la gente culpa a las circunstancias de lo que son y de lo que les ocurre”.

Irene Martínez advirtió a los presentes que, en relación al desarrollo de la marca profesionjal, hacer algo es mejor que no hacer nada. Y animó al auditorio: “Emprende acciones que te acerquen a tu meta. Pero haz algo. Actúa. ¿Cuántas cosas podrías haber hecho en el tiempo que has empleado pensando en hacerlas? Recuerdo un magnífico anuncio de una crema para el rostro: Mientras tú te lo piensas, otras ya se han quitado diez años de encima”. Esta es la conversación que mantuvo con diarioabierto.es antes de iniciar su ponencia:

.- diarioabierto.es: ¿Qué es para usted la marca profesional?

Todos somos una marca, nos guste o no. La marca personal está más relacionada con el freelance, el profesional independiente. Lo cierto es que tú tiene una marca profesional, dentro y fuera de tu empresa. Esto es así porque todas las personas con las que te relacionas tienen una idea sobre ti, te atribuyen un valor positivo o negativo –siempre es un poco más negativo de lo que te gustaría- y, además, hablan sobre ti. Por tanto, las personas a tu alrededor generan una marca profesional, que es la tuya, te guste o no.

.- diarioabierto.es: ¿Y cómo se consigue una buena marca profesional?

Tienes que desarrollarla. Por una parte, tienes que identificar, desarrollar y comunicar aquellas características que hacen que seas sobresaliente -esto es, algo que haces especialmente bien-; aquello que te hace relevante, es decir, importante para el otro, y que además te haga ser diferente: por qué llorarían en tu empresa si te fueras. ¿Aportas algo que no aportan los demás?

Y ello no sólo de cara al exterior, algo que es muy importante teniendo en cuenta que los ciclos profesionales se están acortando. Prácticamente duramos unos siete años de media en cada puesto de trabajo, y es algo que irá reduciéndose. Es  muy importante la marca profesional dentro de la empresa, de cara a promociones, a la hora de asignarte proyectos… Pero también es importante la marca que tienes fuera de ella, hacia proveedores, competencia, headhunters (cazatalentos)…

.- diarioabierto.es: ¿Cómo trabaja esto con sus clientes Key Executive?

Partimos de lo que el profesional sabe hacer y en lo que se quiere convertir en experto. Si ello requiere mucho tiempo, ha de ser algo con lo que disfrute, que le guste, llene y le genere energía. Y hay una tercer planteamiento: aquello que sabes hacer y te gusta, ¿es relevante para alguien? ¿Interesa? ¿Dónde está tu mercado?

Si ya tienes definida tu marca profesional, surge otra cuestión: ¿dónde comunicarla? Dentro de mi empresa, ¿con quién me interesa promocionarla? ¿Qué valor le puedo aportar yo? A partir de ese momento, hay que trabajarla.

Afuera de tu empresa, sin duda hoy el desarrollo de la marca profesional tiene mucho que ver con las redes sociales. Como dice Burt Simpson, si nadie conoce que sabes hacer, multiplícate por cero. Y es ahí donde fallamos muchos profesionales.

.- diarioabierto.es: ¿Hasta qué punto ese desarrollo de la marca profesional puede precisar un proceso de ‘coaching’?

Nuestra empresa hace coaching de carrera profesional para directivos, muy útil en momentos clave de cambio. Por ejemplo, cuando cambia de posición dentro de una compañía, cuando está decidiendo si quiere o no seguir en su empresa o cuando se incorpora a una nueva empresa como directivo. En este caso, no tienes ni 100 días para generar una marca profesional. Entre otras cosas, porque alguien ha corrido un riesgo al contratarte y tienes que cuidar muy bien cómo desarrollar tu marca dentro de la compañía.

También trabajamos en programas de outplacement o recolocación de directivos. Ahí hay una parte importante de búsqueda de trabajo, donde si bien utilizamos herramientas de coaching, en realidad realizamos un proceso de outplacement donde el objetivo es que esa persona reconstruya su marca profesional. Vemos qué sabe hacer, qué le gusta hacer, averiguamos dónde está su mercado y lo movemos en él.

Así, analizamos sus redes de contactos, cómo está funcionando sus redes de relaciones, cómo reforzarlas, si es coherente lo que esa persona es con lo que muestra en sus redes… En definitiva, en el coaching de carrera el objetivo es que la persona se desarrolle, mientras que en el proceso de outplacement, es que encuentre un trabajo.

.- diarioabierto.es: ¿Qué le recomendaría a quienes están en el paro a fin de mejorar su marca profesional?

Que empiecen por el autoanálisis. Que piensen qué saben hacer que pueda ser importantes para otra empresa, mejorará su autoestima. Y que reflexionen sobre aquello que realmente les gusta hacer, qué les ha hecho disfrutar. Eso les dará la clave de aquello en lo que realmente van a poner ganas para poder desarrollarse como profesionales.

A partir de ahí, identifica tu mercado, quién te puede contratar. Plantéate ¿por cuenta ajena por cuenta propia? Esa es una de las decisiones que tienes que tomar, aunque en ambos casos hay que estudiar el mercado. Y dirígete a ese mercado. ¿Cómo? Consultando a tu red de contactos y creando relaciones. Aparte, puedes contar con intermediarios, con profesionales especializados. Muévete. Lo que diferencia a una persona que encuentra trabajo de otra que no lo logra es, en el 90%, la actitud de búsqueda. Si crees que no vas a encontrar trabajo, no lo encuentras.

.- diarioabierto.es: Y dentro del mundo ‘online’, de los ‘social media’, y más concretamente las redes sociales, ¿qué errores se deben evitar a la hora de desarrollar una marca profesional?

Hay tres grandes errores, los mismos que se cometen en las entrevistas de selección:

1.- Ir mal vestido, dar una mala imagen en nuestro perfil en Internet. Siempre debes pensar quién te puede ver. Piensa que puede ser tu jefe actual o el próximo. El 44% de las personas no son conscientes de este aspecto.
2.- No hablar mal de nadie, ni de ninguna empresa, tampoco de aquellas para las que trabajaste en el pasado. Si en el mundo offline es importante, lo es más en la Red, porque tiene una difusión inusitada. En la red somos todos un poco ‘happys’. Por ejemplo, allí la mala leche se amplifica, porque en la Red todo el mundo es estupendo, encantador… por lo que una actitud negativa se amplifica. Debes pensar siempre que estás ante un auditorio.
3.- No mostrar interés. Tú, que eres periodista, lo lógico es que tengas un perfil en LinkedIn donde se vea que estás en redes relacionadas con tu trabajo… Si en tus redes profesionales no das muestras de tu interés en ese sentido, parece que te da igual, hay cierta incoherencia. Es esencial que haya una coherencia entre lo que se sabe de ti fuera de Internet con lo que se ve dentro de ella. La incoherencia produce desconfianza.

Por otra parte, en función de la actividad profesional, hay que valorar si conviene o no tener un blog. Internet es un escaparate más, es la plaza del pueblo, allí nos vemos.

¿Te ha parecido interesante?

(+7 puntos, 7 votos)

Cargando…

Un pensamiento en “Para Irene Martínez, todas las personas somos una marca, nos guste o no

Aviso Legal
Esta es la opinión de los internautas, no de diarioabierto.es
No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Su direcciónn de e-mail no será publicada ni usada con fines publicitarios.