Un poema muy largo escrito casi seguro con un bic naranja punta fina

01/05/2014

Daniel Serrano. Hay algo en este largo poema que tal vez no sea un poema, como aclara el propio autor, sino una novela secreta.

cubierta_siete_anyosHay algo en este largo poema, decía, que me devuelve a los días de facultad y pisos ruidosos en Lavapiés aunque este largo poema que tal vez sea una novela secreta se desarrolle en Barcelona y haya menos ruido. Me refiero a que hay autobuses, martes amarillos y llueve, una mujer a la que se amó, a la que se perdió con ese absurdo anhelo de lo irreparable. Porque cuando somos jóvenes, en realidad, anhelamos lo irreparable.

Sentencia Julio Oliva: “Dónde estás si no estás al otro lado de cada frase que escribo”. Y suscribirá esa frase cualquiera que haya estado enamorado y haya tratado de escribir el verso adecuado para la persona inadecuada.

“Llueve. Entre autobuses y frases sin pronunciar. Sobre los cubos de basura (…). Llueve una lluvia de violinista en el metro y de prisas y abogados con carteras, de túneles oscuros, de libros muertos por la página noventa y tres”.

Ya les dije que en este libro llueve mucho y tal vez por eso me recuerde a mis años de facultad, en aquellos años llovió lo suyo. Luego arrancaba la primavera y todo eran carpetas manchadas del césped y flor de pruno. Ah, qué tiempos.

El caso es que Juanjo Oliva escribe rematadamente bien, construye versos certeros y hay humo de cigarrillos rematando cada página y puede que algunas de las cosas que Juanjo expresa se hayan expresado mil veces de forma similar pero toda ocasión es nueva y me gusta leer “…y los árboles pierden sus hojas en las aceras. Y los pájaros emigran. Y, a veces, es septiembre. Y va llegando el sueño”.

Hay algo en este largo poema que me devuelve a las noches que no se acababan nunca en las calles de Huertas, justo antes de que Kurt Cobain se volara la cabeza, Gabrieles, Viva Madrid, el Torero y Cardamomo, aquellos tragos que ¡ay! no volverán.

Me ha salido una reseña ególatra (¡como todas las tuyas!, denunciará el inflexible). Y sí. Pero qué quieren que les diga. A mi este bellísimo libro me ha recordado tardes de lluvia al salir de la facultad, tal vez en primavera. Y añado que es un libro hermoso, he de urgirles a que lo busquen, lo hallen y se hagan con él.

Julio Oliva es un escritor magnífico.

Y casi seguro que muchos de estos apuntes los hizo con un boli bic punta fina, bic naranja.

Miro por la ventana y está a punto de llover.

Primavera en Madrid, etc, etc.

Siete años, un martes y un septiembre.
Julio Oliva.
Ediciones con carrito.
180 páginas.

 

¿Te ha parecido interesante?

(+5 puntos, 5 votos)

Cargando…

Aviso Legal
Esta es la opinión de los internautas, no de diarioabierto.es
No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Su direcciónn de e-mail no será publicada ni usada con fines publicitarios.