La plataforma digital de abogados Easyoffer lanza la guía ‘Fiscalidad y bitcoin’

12/03/2018

diarioabierto.es. Aclara dudas a quienes crean, adquieren o pagan con criptomonedas.

Imagen cedida por Easyoffer.

Si hace siete años alguien invirtió 100 euros en bitcoins, hoy tiene un millón de euros. Una cantidad considerable como para atraer la atención de la Agencia Tributaria. En la guía Fiscalidad y bitcoin, diversos integrantes de la plataforma online de abogados Easyoffer tratan de despejar las dudas de quienes crean, adquieren o pagan con criptomonedas sobre cómo tributar ante la Agencia Tributaria.

La guía plantea asuntos como la obligación de tributar o no al minar bitcoins, una actividad con unos gastos e ingresos que requiere darse de alta y pagar el Impuesto de Actividades Económicas. De hecho, según se dice en la guía, la Agencia Tributaria estudia la figura del minero para regularla. También deja claro esta guía que “es posible operar con criptomonedas y al mismo tiempo tener la tranquilidad de que nuestra relación con la Agencia Tributaria no nos deparará ninguna desagradable sorpresa”. No obstante, aclara que “hay mucha ambigüedad en la legislación con respecto a cómo tributan las divisas virtuales. A nivel europeo no se sabe cómo controlarlo, pues se escapa de las leyes emitidas por los gobiernos. Estas divisas las regula la gente, y se escapa del control de los bancos”, sostiene Jorge Verge, abogado colaborador de Easyoffer. Según se destaca en la quía, “Hacienda mirará con interés todo lo relacionado con este aspecto, pero por el momento no ha detallado ninguna actuación concreta ni ninguna nueva medida que complemente las que ya existen”.

El anonimato de blockchain
La guía aclara a los nuevos ricos del bitcoin que la Agencia Tributaria conoce su patrimonio y, aunque no pueda estar al corriente de la cuantía que tienen en criptomonedas, cualquier incremento sustancial en los bienes puede levantar sospechas. Quien tenga bitcoins, pero no los he vendido ni utilizado como medio de pago, no tiene responsabilidad alguna con Hacienda. “Gracias al anonimato que proporciona la tecnología blockchain (utilizada para crear las criptomonedas) ni siquiera Hacienda, por el momento, va a tener constancia de que un individuo tiene en su poder esas monedas”, aclara la guía. Ahora bien, si se hace alguna compra de cierta entidad con criptomonedas o se vendan, y ese dinero vaya a parar a una cuenta bancaria, ese incremento de patrimonio quedará a disposición de la Agencia Tributaria. La prescripción fiscal está fijada en cuatro años mediante el Artículo 66 de la Ley General Tributaria.

“Si se venden los bitcoins por un precio superior al que fueron adquiridos, hay que informar sobre esa ganancia en el patrimonio. La forma de hacerlo será en la declaración de la renta. Para la campaña del año pasado, los tipos impositivos fueron del 19% para una plusvalía hasta 6.000 euros, del 21% hasta 50.000 euros, y el 23% a partir de esa cantidad”, se explica en la guía. En caso de pérdida patrimonial con una venta de bitcoins, también debe quedar reflejado en la declaración de la renta porque puede ser beneficioso para el declarante.

En cuanto a las obligaciones fiscales de quienes se dediquen a la compra-venta de criptomonedas, la guía señala que no existe todavía una normativa concreta al respecto. Pablo Fernández Burgueño, abogado y fundador de Nevtrace, empresa especializada en blockchain, apunta: “Por ahora, dado que son divisas virtuales, se debe considerar como un cambio de divisas”. Otras cuestiones que pretende aclarar esta nueva guía son: ¿qué deben hacer comprador y vendedor de bitcoins? ¿Cuándo una empresa recibe bitcoins debe reflejarlo en su contabilidad? ¿Es obligatorio informar a Hacienda si intercambio criptomonedas? ¿Cuándo se compran ethereum, la considerada segunda criptodivisa más popular, en bitcoins hay que declarar algo?

Cabe destacar Easyoffer es un marketplace donde se pone en contacto a clientes con abogados. Cuenta con más de 8.000 abogados y asesores y ofrece letrados especializados en diferentes áreas del derecho. Fundada en 2015 por dos hermanos de origen danés, Martin y Thomas Andersen, esta startup con base en Madrid prevé triplicar su volumen de negocio en 2018 hasta alcanzar los 20 millones de euros.


Más información

⇒ Consultar la guía Fiscalidad y bitcoin
⇒Seguir en Twitter a Easyoffer (@easyoffer_es), a Pablo Fernández Burgueño (@pablofb
Easyoffer en Facebook

¿Te ha parecido interesante?

(0 puntos, 2 votos)

Cargando…