Hacienda avanza que la reforma del impuesto de sociedades no afectará a las pymes

12/07/2018

diarioabierto.es. El Gobierno concretará más adelante los impuestos a la banca y los medioambientales, que no afectarán a pymes y profesionales. "No vamos a tocar los impuestos de ciudadanos, ni clases trabajadoras, ni clases medias", ha afirmado la ministra Montero, quien ha subrayado que los ciudadanos han vivido ya diferentes subidas impositivas durante la crisis.

María Jesús Montero

María Jesús Montero

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha avanzado este miércoles que el Gobierno aprobará “lo antes posible” un paquete de medidas fiscales que contempla de forma “inminente” la reforma del Impuestos de Sociedades, para fijar un tipo mínimo del 15% a partir del cual no se podrán aplicar deducciones dirigido a “grandes corporaciones” y sin afectar a pequeñas y medianas empresas, y la creación del impuestos a los servicios digitales.

Más adelante se concretarán los referidos a la banca y los medioambientales, que no afectarán a pymes y profesionales, y el Gobierno “no va a tocar los impuestos de los ciudadanos ni las clases medias” pero si revisará el impacto de los impuestos sobre las mujeres.

Así lo ha señalado Montero durante su primera comparecencia ante la Comisión de Hacienda del Congreso para detallar las líneas generales de su departamento, en la que Montero ha indicado que el Gobierno trabaja en medidas fiscales orientadas a las grandes empresas para “ajustar su contribución al bien común” pero “no va a afectar ninguna medida al contribuyente”.

“No vamos a tocar los impuestos de ciudadanos, ni clases trabajadoras, ni clases medias”, ha afirmado Montero, quien ha subrayado que los ciudadanos han vivido ya diferentes subidas impositivas durante la crisis, por lo que se revisará el sistema actual al entender que “no representa de manera clara la capacidad tributaria de las nuevas áreas del conocimiento”.

De esta forma, ha detallado que el Gobierno llevará al Congreso “lo antes posible” un paquete de medidas fiscales, en línea con las últimas medidas a nivel europeo, que en una fase “inmediata” contempla la reforma del Impuesto de Sociedades con el objetivo de que las grandes corporaciones contribuyan “mejor” y realicen un mayor “esfuerzo” para la sociedad. Para ello, el Gobierno acercará el tipo “teórico” impositivo al tipo real, si bien Montero ha aclarado que el cambio no afectará ni a las pymes ni a las empresas medianas.

De forma “más inminente” el Ejecutivo también aprobará una ley para la creación de un impuestos dirigido a determinados servicios digitales, para que las grandes tecnológicas tributen por los ingresos que reciben por publicidad ‘online’, actividades intermediarias de plataformas digitales que facilitan la venta de bienes y servicios o actividades de venta de datos que se generan con información proporcionada por el usuario.

Además, ha indicado, sin concretar plazos, que el Gobierno también trabaja en un paquete de fiscalidad ‘verde’, con impuestos que “no tienen afán recaudatorio, sino vocación de cambiar la dinámica, prevenir situaciones que afectar a la economía y contribuir a la sostenibilidad y la economía circular“. Eso sí, ha aclarado que las propuestas en materia de fiscalidad ‘verde’ no podrán afectar ni a los autónomos ni a los profesionales, por lo que se tendrá que abordar “sin incidir en la actividad económica de pequeños o grandes empresarios”, y siempre con “más capacidad recaudatoria que disuasoria”.

En cuanto al impuesto al sector bancario, Montero ha dicho que se seguirá avanzando en la fiscalidad a las entidades financieras ya que el Gobierno entiende que “todavía no ha hecho una contribución efectiva en términos de tributación”. Ese gravamen se elaborará en línea con los pasos dados en Europa, ha precisado.

De igual forma, Montero ha avanzado que el Gobierno acometerá cambios en materia de contratación pública para que ésta sea “más sostenible” incorporando cláusulas sociales y medioambientales a todos los contratos que se generen desde la Administración General del Estado (AGE).

Para ello, verá la luz el Plan Estratégico de Patrimonio, con mejoras de eficiencia de los servicios públicos, y la intención de reducir los alquileres, así como un acuerdo marco y contratos centralizados a los que voluntariamente quieran sumarse las administraciones.

También ha detallado que se acometerá un Plan de compra pública para el despliegue en I+D+i de las empresas que trabajan con las administraciones y se avanzará en control interno, con la elaboración de un mapa de riesgo en los distintos ámbitos administrativos.

La Intervención General del Estado trabajará sobre los mapas de riesgo para incorporar procedimientos en materia de control, fiscalidad previa o control permanente, con el fin de combatir conductas que puedan separar de la legalidad y mejorar la carga burocrática en determinados sectores, ha apuntado.

La titular de Hacienda ha señalado que la principal función del nuevo Gobierno es “reconstruir de forma conjunta una sociedad más equitativa y solidaria”, ya que la crisis y las políticas aplicadas en los últimos años han dejado “un panorama desolador como legado”.

A su juicio, han sido muchos los “daños” provocados por políticas “erróneas” del anterior Gobierno que “pretendían la erosión del Estado de bienestar y los servicios públicos”, propiciándose la recentralización normativa y el debilitamiento del Estado de las autonomías. Entre otros problemas, se ha referido al paro juvenil, la pobreza infantil y el riesgo de exclusión social.

Por ello, considera que “es el momento de hacer política social”, para construir una sociedad “más justa, equitativa y en la que las mujeres reivindiquen su sitio”, por lo que ha avanzado que los nuevos Presupuestos de 2019 serán “más sociales, igualitarios y descentralizados”.

Entre sus objetivos ha remarcado el modernizar la estructura de ingresos y el sistema tributario sin incrementar los impuestos a los ciudadanos, para que España cuente con “un modelo fiscal progresivo, donde cada uno aporte en función de su capacidad y reciba en función de su necesidad” y conseguir “una fiscalidad del siglo XXI”.

Ante las quejas de los portavoces del PP, Ana María Madrazo, y de Ciudadanos, Francisco de la Torre, en la Comisión de Hacienda sobre el aumento de los impuestos anunciado por el Gobierno de Pedro Sánchez, Montero ha recordado a la ‘popular’ que el exministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, contemplaba la mayor parte de esta subida impositiva y al diputado del partido ‘naranja’ que estos cambios tributarios figuraban en el acuerdo de Gobierno de mínimos suscrito entre el PSOE y Ciudadanos.

“Le puede asegurar que la mayoría de medidas estaban recogidas en el acuerdo de mínimos”, le ha indicado Montero a De la Torre, ante quien ha defendido los cambios en el Impuesto de Sociedades para aumentar la recaudación, que se sitúa por debajo de la media europea.

A su vez, ha criticado refiriéndose a Madrazo el “modelo de la derecha” basado en la austeridad y le ha recordado que el “Reino de España no ha cumplido nunca los objetivos de Estabilidad, ya que “solo han cumplido las CC.AA. y los ayuntamientos, pero el Estado nunca”.

¿Te ha parecido interesante?

(+1 puntos, 1 votos)

Cargando…