El Brexit afectará al crecimiento del Santander en Reino Unido

12/12/2018

diarioabierto.es. La decisión de la primera ministra Theresa May de aplazar el voto del acuerdo "añade algo de incertidumbre" y, "probablemente" el Producto Interior Bruto (PIB) del país será inferior al esperado, afirma su consejero delegado, José Antonio Álvarez.

El consejero delegado del Banco Santander, José Antonio Álvarez, reconoce que las consecuencias del Brexit sobre la economía británica, sea cual sea el acuerdo final, afectarán al crecimiento de su negocio minorista en Reino Unido. En el 14º Encuentro del Sector Bancario organizado por el IESE e EY, afirma que “el Brexit puede afectar de forma sustancial al negocio minorista, fundamentalmente a la actividad hipotecaria, pero solo en términos de crecimiento y no de calidad crediticia”, y que el mercado británico de ‘real estate’ se caracteriza por una oferta totalmente inelástica.

Los últimos acontecimientos relacionados con el ‘divorcio’ británico, como la decisión de la primera ministra Theresa May de aplazar el voto del acuerdo, “añaden algo de incertidumbre” y, “probablemente” el Producto Interior Bruto (PIB) del país será inferior al esperado.

En octubre, el Banco Santander trasladó su negocio de banca de inversión, con activos valorados en más de 25.700 millones de euros desde su filial de Reino Unido a España, con el objetivo de cumplir con la normativa que exige que los bancos británicos separen la banca minorista de la de inversión antes del 1 de enero de 2019.

El consejero delegado de Banco Santander explica que esta nueva estructura corporativa permitirá que su negocio mayorista solo dependa de los ‘pasaportes’ financieros una vez el Brexit se haga efectivo, sin quedar expuesto a los diferentes escenarios posibles.

Sin preocupación por el crédito de consumo

Álvarez admite el “sustancial” crecimiento del crédito al consumo, pero precisa que este tipo de préstamos no suponen un problema para la estabilidad financiera, al contrario de los riesgos que implican los créditos inmobiliarios.

“No estoy particularmente preocupado. Aunque crezca de forma sustancial y a tasas del 10% al 13%, la capacidad disruptiva de este tipo de crédito no es elevada”, argumenta. También deja muy claro que el mercado crediticio español es “extraordinariamente exigente”.

Sobre Brasil, “soy bastante optimista, creo que el país hará las reformas que necesita y va a ser más aperturista”, señala. Admitiendo su “complejidad política”, recalca que “estar en Brasil forma parte de nuestra decisión empresarial”.

¿Te ha parecido interesante?

(Sin votos)

Cargando…