El BCE reduce el pronóstico de crecimiento e insinúa riesgos a la baja

14/12/2018

Enrique Díaz-Álvarez, director de riesgos de Ebury.

El Banco Central Europeo (BCE) confirmó este jueves que finalizará su programa de flexibilización cuantitativa a finales de este mes, aunque el euro cayó después de que sugirió que el primer aumento de los tipos de interés en el bloque desde 2011 probablemente esté muy lejos.
Los responsables políticos confirmaron que las compras de activos se reduciran hasta cero a final de año, incluso en medio de la desaceleración de los datos económicos que ha visto caer el crecimiento de la zona euro a un mínimo de cuatro años y mientras la inflación subyacente no muestra signos de una tendencia alcista hacia el objetivo del BCE. Sin embargo, los pagos del principal de los activos vencidos dentro del programa serán reinvertidos durante “un período prolongado de tiempo posterior a la fecha en que comenzamos a elevar los tipos de interés del BCE”.

La esperada rueda de prensa del presidente Mario Draghi estuvo dominada por un tono cauteloso, incluso más de lo que la gran mayoría del mercado había previsto. Draghi notó que los datos económicos recientes eran más débiles de lo esperado, reflejando una demanda externa más suave. El titular de toda la declaración fue el comentario de Draghi sobre el balance de riesgos, que afirmó que estaba “moviéndose a la baja”. Esta es un cambio bastante significativo en el discurso que sugiere que el resto del mes puede caracterizarse por una desaceleración continua en el impulso de crecimiento de la zona euro.

Como se anticipaba antes de la reunión, las previsiones de crecimiento del BCE se revisaron a la baja. El banco central ahora espera que la economía de la eurozona crezca solo un 1,9% en 2018 (un descenso desde el 2,0% que se registró en septiembre) y el 1,7% en 2019 (desde el 1,8%). El pronóstico para la inflación de 2019 también se redujo a 1.6% desde el 1.7%, aunque la proyección para este año se modificó un poco más al alza hasta el 1.8% desde el 1.7%.

El euro reaccionó a los comentarios de Draghi y retrocedió en su avance como consecuencia, cayendo alrededor de un tercio del porcentaje frente al dólar estadounidense. El movimiento a la baja, relativamente limitado, en el par EUR/USD puede atribuirse, en gran medida, al conjunto de comunicaciones moderadas que el mercado ya había estado evaluando antes de la conferencia de prensa de la tarde del jueves.

El presidente Draghi declaró que no se discutió en la reunión la fecha para la primera subida de los tipos de interés. Como hemos mencionado en numerosas ocasiones, no creemos que el BCE considere siquiera aumentar los tipos hasta que haya visto, al menos, algunos signos de una tendencia alcista en la inflación subyacente hacia el objetivo del banco central. Esto, hasta ahora, no se ha materializado de ninguna manera. Por lo tanto, hacemos un llamamiento para una subida, no antes del cuarto trimestre de 2019 o, lo más probable, el primer trimestre de 2020, siempre que esta medida de inflación subyacente no muestre ningún signo significativo de una tendencia alcista en el corto plazo.

¿Te ha parecido interesante?

(+1 puntos, 1 votos)

Cargando…

Aviso Legal
Esta es la opinión de los internautas, no de diarioabierto.es
No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Su direcciónn de e-mail no será publicada ni usada con fines publicitarios.