El BCE mejora la Guía para la evaluación de las solicitudes de autorización de bancos

09/01/2019

Miguel Ángel Valero. El objetivo es asegurar que solo puedan entrar en el mercado entidades de crédito solventes. // Guía para la evaluación de las solicitudes de autorización

El Banco Central Europeo (BCE) ha publicado una versión actualizada de la Guía para la evaluación de las solicitudes de autorización. El texto, que no es jurídicamente vinculante, reúne el contenido de la primera guía publicada en marzo de 2018 y el de la parte 2, cuya consulta pública concluyó el 25 de octubre de 2018.

La nueva Guía tiene por objetivo proporcionar apoyo práctico a quienes participan en el proceso de autorización, así como asegurar la fluidez y eficacia del proceso y de la evaluación.

Al conceder autorizaciones, el BCE ejerce una función de salvaguardia para asegurar que solo puedan entrar en el mercado entidades de crédito solventes.

La nueva Guía “apoya la igualdad de condiciones en toda la zona del euro y reduce el riesgo de elusión de la normativa y la supervisión bancarias”, destacan en el BCE. También promueve “la comprensión y transparencia de los criterios y procesos de evaluación aplicables al establecimiento de una entidad de crédito en la zona del euro”. Estos criterios se refieren a los niveles de capital de las entidades solicitantes, su programa de actividades, su estructura organizativa y la idoneidad de sus directivos y accionistas significativos. “No se propone ningún modelo específico de negocio bancario”, precisan en el BCE.

La Guía deja muy claro que el BCE quiere que “el capital de la entidad de crédito esté claramente segregado de otros activos de los propietarios, ya que debe seguir estando plenamente disponible y para el uso exclusivo y sin restricciones de la entidad”. Y que el capital de la entidad de crédito en el momento de otorgarse la autorización sea suficiente para absorber las pérdidas resultantes de su exposición al riesgo durante tres años.

“En el momento de otorgarse la autorización, la diferencia entre el importe que se ha de desembolsar íntegramente y el capital esperado esté cubierta con los recursos de capital disponibles”, subrayan en el BCE.

El texto se refiere a las solicitudes de autorización para constituir una entidad de crédito según la definición del Reglamento de Requisitos de Capital (RRC), lo que incluye, entre otras, las presentadas por empresas de tecnología financiera (fintech), las solicitadas en el contexto de fusiones o adquisiciones, las solicitudes de entidades ‘puente’, y las ampliaciones de autorizaciones ya existentes.

La Guía se actualizará periódicamente para reflejar las últimas novedades y la experiencia adquirida con la práctica.

¿Te ha parecido interesante?

(+2 puntos, 2 votos)

Cargando…