Castizo y chingón, así es el nuevo mexicano de Madrid

11/03/2019

Carmela Díaz.

Chido es un restaurante mexicano que acaba de abrir sus puertas en la capital (Avenida de Brasil, 6) y que fusiona la cocina mexicana y la española. ¿Su seña de identidad? Ofrece originales tacos de diseño elaborados con algunos de los ingredientes estrella de la cocina española.

Este nuevo proyecto gastro nace de la mano de los hermanos Carlos y Víctor González Almeida, nacidos en Fuerteventura y herederos de una empresa familiar del sector hostelero que cuenta con quince restaurantes en la isla, cuyo buque insignia es el famoso restaurante Waikiki Beach Club con más de tres décadas de andadura. Ahora han decidido desembarcar en la capital con su primer restaurante.

Chingonachos (Chido)

Traspasar las puertas de Chido puede llegar a recordar a uno de los bares de moda de Tulum (falta el entorno tropical y selvático alrededor, claro está) que ha sido fuente de inspiración para el estudio de diseño de interiores Madrid in Love, responsable de la decoración. De estilo callejero y desenfadado, con una gran mesa central y paredes vestidas con tablones de madera pintados con grafitis de Marta La Peña y Cris Pigibert e Isa Camarasa. Otro de los elementos que consiguen hacerte sonreír es su gran columpio de tapicería tropical para comer de una manera original y diferente; pero, sobre todo, destaca una colección de simpáticos monos en las lámparas, integrados en la decoración y hasta en su logo.

Croquetas cochinita pibil

Algunos de los platos estrella que podemos encontrar en la carta de Chido Castizo & Chingón, son: las croquetas de cochinita pibil con mojo picón de chile poblano (un claro guiño a su tierra e imprescindibles), la quesadilla con huitlacoche, patatas bravas con espuma de chipotle (muy ricas), chingonachos o la pokinoa de gambones, entre los entrantes; sus originales tacos de pato, el de tempura de gambones (de los más ricos), el de tartar de atún, rabo de toro, carrillera, tacogollo, taco de queso majorero (otro recuerdo que evoca a su isla) o el burrito serranito, entre los principales; y, entre los postres, polvito oreoguayo (buenísimo: con merengue, galleta y dulce de leche), el vaso no mames (para los amantes del chocolate) o tarta de queso con cajeta derretida, entre los postres. También cuentan con un menú infantil para los más pequeños.

Taco pastor (Chido)

Además, los viernes y sábados por la noche, después de las cenas, se bajan las luces y el local se convierte en un lugar de ambiente de copas. Podrás elegir entre una amplia carta de cócteles que incluye mojitos, caipirinhas, daikiris y margaritas (con alcohol y sin alcohol), barraquito canario, michelada mexicana o limonada de sandía, además del cóctel Waikiki que lleva el conocido ron miel Arehucas de Canarias, entre otros, completan su oferta en el ámbito de bebidas.

Taco tempura gambones

Es un restaurante divertido y suele estar lleno, en cuyo caso los asientos de las mesas corridas están demasiado pegados entre sí. Pero se puede comer bien por un precio medio por comensal de unos veinte euros.

¿Te ha parecido interesante?

(+15 puntos, 15 votos)

Cargando…

Aviso Legal
Esta es la opinión de los internautas, no de diarioabierto.es
No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Su direcciónn de e-mail no será publicada ni usada con fines publicitarios.