La sostenibilidad, la digitalización y el factor humano, ejes del IV Business Talk

08/10/2019

diarioabierto.es. Los directivos convocados por PageGroup, preocupados por el clima.

Imagen del IV Business Talk celebrado en la sede del IESE en Barcelona.

Organizado por PageGroup, firma de consultoría especializada en selección de talento cualificado, el 3 de octubre en la sede del IESE en Barcelona, tuvo lugar la cuarta edición del encuentro anual Business Talk. Con la participación de expertos directivos de grandes empresas que operan en España, se llegó a tres ideas fuerza:

  • Es preciso priorizar al empleado y hacerle sentir parte importante de la compañía.
  • Hay que sentar unas bases en materia de sostenibilidad de cara al futuro.
  • Es necesario construir un proyecto común y seguir adaptándose a los últimos avances tecnológicos sin miedo, para ofrecer los mejores productos a los clientes.

En este Business Talk se partió de esta premisa: “El cambio climático es un hecho. Un problema que requiere soluciones urgentes y que ha provocado que, cada vez más, se alcen voces, sobre todo, jóvenes reclamando acciones concretas para cuidar nuestro planeta. Sin duda, una preocupación que afecta tanto a individuos particulares como a compañías. Por este motivo, con el mundo cambiando a gran velocidad, es cada vez más necesario crear espacios en los que profesionales y empresas puedan debatir acerca de todos aquellos temas que están moldeando no solo el mercado laboral, sino la sociedad en su conjunto. La globalización, el proceso de digitalización, las nuevas preocupaciones y reivindicaciones sociales y la entrada de nuevos actores en el mercado obliga a poner en común las experiencias de profesionales que permitan discernir el camino a seguir”.

Miriam Huertas, directora de PageGroup, destacó que el objetivo de esta edición era “compartir experiencias fuera de nuestro día a día que nos ayuden a conectar con la realidad de nuestras compañías y afrontar los nuevos retos”. Por su parte, Esther Carrera, senior director de PageGroup, aseguró que en un entorno incierto como el actual, “donde todo avanza muy rápido”, las empresas deben estar “muy atentas al mercado y a los requerimientos de la sociedad para crear empresas sostenibles que aporten no sólo valor económico sino también social”.

Imagen: Annca (obtenida en pixabay.com y modificada).

Un mundo globalizado e interconectado
Rafael Villasanjuan, director de Análisis y Desarrollo de IS Glogal, se centró en la importancia de analizar el contexto actual, los cambios que estamos viviendo y en destacar la importancia de crear lo él que llama una “agenda de compromiso” en la que todos ayudemos sustentada en el liderazgo, la innovación y, cómo no, el compromiso. Villasanjuan se refirió a la crisis climática, a la de los refugiados, a los problemas de salud globales y la mortalidad infantil, para concluir que no debemos ver al resto como enemigos, sino que debemos colaborar y apoyarnos si queremos construir espacios mejores en los que poder progresar. “Los 17 ODS (objetivos de desarrollo sostenible) son la agenda con la que el mundo se ha comprometido y en la que nos tenemos que implicar todos” afirmó Villasanjuan, instando así a ese proyecto colaborativo al que hizo referencia en todo su discurso.

Seguidamente, Esther Román, talent director de PageGroup, resumió el camino que están tomando las empresas en busca de esa diferenciación en el mercado, una ventaja competitiva que están obligadas a buscar, que marque la diferencia. No obstante, Román apuntó que con el avance tan frenético de la sociedad, lo tangible y lo material termina desapareciendo, por lo que es fundamental encontrar una ventaja que vaya más allá y asegure el éxito empresarial. Y ahí es donde, según manifestó, entra en juego la cultura organizacional, algo que ella define como “un patrón de conducta común, la calidad de las relaciones, un lenguaje común y conjunto de valores, hábitos, normas escritas o no escritas y sistemas comunes compartidos por las personas que integran las organizaciones”.

Siguiendo esta línea, desde PageGroup quiso plantearse un cambio de perspectiva, y empezar a preguntar los motivos por los que los trabajadores deciden trabajar y quedarse en PageGroup, y no por qué se van: “Más allá de seguir a nuestros competidores hay una fuente muy poderosa que es el desarrollo del talento interno”. Y apuntó la necesidad de conocer realmente las opiniones de los profesionales que conforman la compañía, y crear acciones al efecto en materia de promoción, gestión del talento, bienestar y, en definitiva, confianza.

El cliente sigue en el centro
Big Data, procesos de tratamiento y análisis de datos ETL… surgen nuevas herramientas que ayudan a satisfacer las necesidades de los clientes y mantenerse competitivos. La tecnología avanza constantemente, y a ese respecto Marc Kienzler, digital smart quality de SEAT, al hablar de automoción digital explicó cómo desde SEAT han tomado conciencia de que precisan conectar su producto con las tendencias de consumo de las nuevas generaciones y crear “coches que sean como móviles”. Para lograrlo, dijo, recurren al Big Data, cuyo análisis permite obtener toda la información sobre los clientes, desde sus preferencias hasta prestarles servicios concretos en caso de accidente. “El futuro es hoy. El programador puede buscarte patrones, pero necesitas saber qué buscas”, argumentó Kienzler.

En su intervención, Narcís Roura, director general en Pepsico para el Sur y Oeste de Europa, apuntó que estar presente en el punto de venta es fundamental para conectar con el cliente, adaptarse a lo que necesita y quiere. Roura defendió en su ponencia que una empresa no crece sin más, crece cuando cumple con las expectativas del cliente, cuando se centra en sus empleados y sus necesidades o cuando con su actividad es respetuoso con el medioambiente y el planeta, con la sociedad, lo que es clave para seguir avanzando.

Para Roura, es ineludible prestar atención a lo que dicen los consumidores, escuchar sus demandas y actuar en consecuencia, siempre de manera conjunta, cooperando y no compitiendo. “Y así, como industria, será posible encontrar el mejor sistema para reducir los efectos de nuestra actividad. Llevará tres o cinco años, no será de inmediato. Yo soy más optimista de lo que dicen los datos. Los avances y los progresos están ahí, pero la velocidad tiene que ser otra”, finalizó Roura.

Más información
⇒ Seguir en Twitter a @michaelpage_es

¿Te ha parecido interesante?

(Sin votos)

Cargando…

Aviso Legal
Esta es la opinión de los internautas, no de diarioabierto.es
No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Su direcciónn de e-mail no será publicada ni usada con fines publicitarios.