Hay vida más allá del coronavirus

13/03/2020

Josep M. Orta.

Es evidente que vivimos una situación anormal que casi monopoliza todas las conversaciones y todos los miedos, sin embargo no todo es el dichoso coronavirus.

La gente del campo tiene que seguir dando de comer a sus animales al menos dos veces al día y seguir ejerciendo las labores agrícolas, entre otras cosas para abastecer los estómagos de las grandes ciudades. Los transportistas han de seguir llevando estos productos al mercado, los comerciantes venderlos y los clientes comprándolos.

Los transportes públicos funcionan tan mal como siempre (al menos en algunas zonas) y no todo el mundo puede realizar el trabajo a distancia y requiere de la presencia humana para que la cadena de producción funcione.

El sistema sanitario puede estar desbordado y las deficiencias por la política de recortes son más evidentes en estos casos, pero además del sobreesfuerzo que estos días hace el personal asistencial, también tiene que atender partos u operaciones urgentes que no permiten que se aplacen.Tampoco las farmacias pueden paralizar su actividad y para que la puedan mantener la industria farmacéutica ha de funcionar a pleno rendimiento. Por no hablar de las personas mayores que necesitan asistencia y, por supuesto, el personal de limpieza cuyo trabajo ahora es más necesario que nunca.

Es imposible paralizarlo todo, la vida sigue y los hombres somos especialistas en adaptarse, con mayor o menor acierto, a cualquier circunstancia que le sobrevenga. Ello no implica que adoptemos todas las medidas que nos aconsejan las autoridades sanitarias (que son las más capacitadas para afrontar la crisis) por que la pandemia existe y la prudencia, ahora y siempre, es una virtud.

Se están dando muchos casos de solidaridad que contrastan con la actitud de determinados políticos que ante esta situacion pretenden sacar réditos electorales. Es nauseabundo alegrarse de las infecciones que sufren Abascal, Pastor, Montero o quien sea y determinadas memes están fuera de lugar.

Con miedo o sin miedo, la vida sigue a pesar del coronavirus y lo que no podemos hacer es que el remedio sea peor que la enfermedad.

¿Te ha parecido interesante?

(+7 puntos, 7 votos)

Cargando…

Aviso Legal
Esta es la opinión de los internautas, no de diarioabierto.es
No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Su direcciónn de e-mail no será publicada ni usada con fines publicitarios.