La Fed comenzará en noviembre la retirada de los estímulos

22/09/2021

diarioabierto.es. La reducción del ritmo de compras se decidirá en la próxima reunión, que tendrá lugar entre el 2 y el 3 de noviembre.

El presidente de la Fed, Jerome Powell.

El presidente de la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed), Jerome Powell, anuncia que  comenzará la reducción de sus compras de activos en noviembre con el objetivo de terminar por completo ese tipo de estímulos a mediados de 2022.

“Si el progreso continúa de forma general a como se espera, el Comité considera que una moderación en el ritmo de compras de activos podría estar garantizada pronto”, señala la FED.

La reducción del ritmo de compras se decidirá en la próxima reunión, que tendrá lugar entre el 2 y el 3 de noviembre. Y el proceso de reducción se extenderá durante poco más de año.

Powell confirma que endurecerán las reglas de la Fed por las implicaciones éticas de las operaciones bursátiles de los presidentes de los Bancos de la Reserva Federal de Dallas, Robert Kaplan, y de Boston, Eric Rosengren.

El Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC) de la Fed ha decidido por unanimidad mantener los tipos de interés en un rango objetivo de entre el 0% y el 0,25%. Reconoce que la inflación es “elevada” en estos momentos, pero  gran parte del incremento registrado se debe a factores “transitorios”.

Los avances en la vacunación y el fuerte apoyo desplegado ha permitido un fortalecimiento de los indicadores de actividad económica y empleo. Pero avisa que, unque los sectores más afectados por la pandemia han mejorado, el aumento de casos de Covid-19 ha ralentizado su recuperación.

Como ha venido haciendo desde el comienzo de la pandemia, la Fed se ha comprometido a utilizar toda la gama de herramientas a su disposición para respaldar la recuperación de la economía, promoviendo así sus metas de máximo empleo y estabilidad de precios.

Dado que la inflación se ha mantenido persistentemente por debajo de la meta del 2%, el Comité tratará de lograr una inflación moderadamente superior a este umbral durante algún tiempo para que promedie un 2% a lo largo del tiempo y las expectativas de inflación a largo plazo se mantengan bien ancladas en el 2%.

“El Comité estaría dispuesto a ajustar la orientación de la política monetaria según corresponda si surgen riesgos que pudieran impedir el logro de las metas “, señala la Fed, que tendrá en cuenta una amplia gama de información, incluidas lecturas sobre salud pública, condiciones del mercado laboral, presiones inflacionistas y expectativas de inflación, así como desarrollos financieros e internacionales.

Las compras se compondrán, como venía siendo habitual, de 80.000 millones mensuales en bonos del Gobierno y 40.000 millones en titulizaciones hipotecarias. “Estas compras de activos ayudan a fomentar el funcionamiento ágil del mercado y unas condiciones financieras acomodaticias, apoyando por tanto el flujo de crédito hacia hogares y empresas”, ha indicado la Fed.

DWS cree que la retirada de estímulos se aprobará en la próxima reunión

Para Christian Scherrmann, U.S. Economist para DWS, la Reserva Federal no llegó a declarar un “progreso adicional suficiente” para cambiar la política monetaria, sino que se inclinó más hacia la reducción del ritmo. El inicio de la reducción puede llegar tan pronto como en la próxima reunión, y las compras de activos terminarán a mediados de 2022.

El Resumen de Proyecciones Económicas actualizado indica ahora un crecimiento algo menor y una inflación más alta en 2021. Por lo tanto, el aumento “transitorio” de los precios puede ser ahora, en opinión de la Fed, más persistente de lo que se pensaba, especialmente porque las cifras de 2022 también se han incrementado ligeramente.

La Fed espera para  2024 una transición suave de la economía hacia su tasa de crecimiento potencial, lo que indica un aumento significativo de los tipos de interés en 2023 y 2024: para ambos años se esperan tres subidas de tipos más para cada uno.

“En general, la reunión de septiembre resultó ser un poco más agresiva. Al ajustar sus perspectivas económicas a la realidad económica, la Fed abrió la puerta a un anuncio de tapering en noviembre, muy en línea con nuestras expectativas. Sin embargo, el requisito previo para ello será que la actividad de contratación en septiembre muestre el potencial alcista prometido de la extensión de los subsidios por desempleo. También sería útil que se aclarara el techo de la deuda y el posible cierre del gobierno”, concluye el experto de DWS.

 

¿Te ha parecido interesante?

(Sin votos)

Cargando...

Aviso Legal
Esta es la opinión de los internautas, no de diarioabierto.es
No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Su direcciónn de e-mail no será publicada ni usada con fines publicitarios.