El amigo teutón vino a rescatarnos

24/11/2010

Miguel Larrañaga. 24-11-2010

¡¡Cómo son las cosas!! Yo aquí cargando desde hace días contra el interés alemán en debilitar el euro y ahora vienen los alemanes a recatarnos. No es que de repente los alemanes hayan reconsiderado su miope actitud de dejarnos caer para su propio beneficio, sino que su optimismo, reflejado en el dato de confianza empresarial, vino a sacar del pozo a los mercados europeos, incluso al muy remolón italiano, contra el que parece que se van a desviar los tiros en adelante y que terminó perdiendo cinco centésimas al cierre.

La cosa pintaba tan mal como en jornadas anteriores, pero el dato del IFO alemán hizo de contrapeso. Si le sumamos que las peticiones de desempleo en Estados Unidos alcanzaron su nivel más bajo del año y propició una buena subida en el arranque de la jornada bursátil americana, tenemos todo servido para que las bolsas comenzaran el camino de la recuperación de las pérdidas de los últimos días.

Y lo comenzaron. Ahora solo queda ver si son capaces de volver a donde estaban o nos quedamos de nuevo a medio camino. Como me gusta correr riesgos, voy a hacer una apuesta. El Dax volverá a marcar máximos, arrastrará al índice holandés al alza y los demás nos quedaremos a verlas venir, con los franceses entre dos aguas y españoles e italianos tratando de esquivar los golpes que van a seguir lloviendo de todas partes. Lo que hagan los ingleses, es una incógnita. Ya lo saben, conducen por la izquierda y miden en millas y pulgadas y así nunca hay quien se aclare con ellos. Para mí tengo que están fuertes, más de lo que quieren aparentar y que terminarán rompiendo al alza.

Entre tanto, nos quedamos con los cierres de ayer. El Ibex recuperó un poquito, el 0,52%, y gracias, porque los últimos minutos de la sesión los pasó perdiendo fuelle por momentos. Es lo que suele ocurrir cuando los dos pesos pesados del selectivo, Santander y Telefónica, dedican la jornada a la vida contemplativa. El Dax, a lo suyo. Subió un 1,77% y no siguió hacia arriba por el lastre que representa en este momento para ellos el resto de Europa. El CAC francés sigue errático y tan pronto coge carrerilla como pierde fuerza en diez minutos. Al final avanzó un 0,62%. El Footsie londinense, a lo suyo. Cerró un 1,36% por encima del día anterior y se quedó tan tranquilo.

¿Te ha parecido interesante?

(+7 puntos, 7 votos)

Cargando…

Aviso Legal
Esta es la opinión de los internautas, no de diarioabierto.es
No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Su direcciónn de e-mail no será publicada ni usada con fines publicitarios.